esarenfrdeitptru

Ley de Transparecia

Historia de Corea (Kong In Hapkido)

El comienzo de la historia de Corea se sitúa alrededor del año 2.333 a.C., cuando el rey Tan-Gun (Dan Koon) fundó el reino de Ko Choson ("La Tierra de la calma Matutina"). Tan-Gun era hijo de Hwanung, que a su vez era descendiente de la divinidad suprema Hwaning, y de una mujer perteneciente a una tribu que tenía como tótem al oso.

Hwanung descendió hasta los montes Taebaek para fundar la "Ciudad de Dios" acompañado de 3.000 ayudantes para educar a los mortales. En esta época los hechos mitológicos están mezclados con los reales, se cuenta que el tigre y el oso, querían convertirse en humanos y Hwanung los sometió a una prueba que solo el oso superó, convirtiéndose en una mujer de la que nació Tan-Gun fundador de Choson (la antigua) en Pyonyang.

Los primitivos coreanos estaban organizados en clanes que mantenían lazos entre sí para formar una especie de ciudades estado; esta organización política se cree que se mantuvo hasta el comienzo de la era cristiana.

El primer territorio organizado del que se tiene noticia es el reino de Koguryo (37 a.C.-668 d.C.), situado en la zona que hoy es la frontera norte de Corea del Norte con china, curso medio del río Yalu, para posteriormente expansionarse hacia Manchuria.

Un nuevo reino llamado Paekche (18 a.C.-660 d.C.) surgió mas al sur en la región de lo que hoy conocemos como Seúl, capital de Corea del Sur, en la zona del río Han. Paekche más pacífico que Koguryo, se expansionó hacia el sudoeste, consiguiendo dominar esta región, estableciendo un próspero y civilizado reino que mantenía relaciones con la vecina China.

El reino de Shilla (57 a.C.-935 d.C.) situado en el sudeste de la península, era el mas alejado de China y el menos desarrollado de los Tres Reinos (así se conoció este periodo), consiguió a mediados del siglo VI, tener bajo su control el reino vecino de Kaya situado asimismo en el sudoeste. Mediante una alianza con el imperio Tang chino sometió a los otros dos principales reinos de la península, Paekche y Koguryo. Estos tres reinos habían mantenido constantes disputas aún perteneciendo al mismo grupo étnico y estando lingüísticamente relacionados, sin embargo habían desarrollado estructuras de sociedades avanzadas en las que imperaba la fe budista, introducida a través de China en el siglo IV, y la moral confuciana. El budismo fue protegido en los Tres Reinos siendo habitual el desplazamiento de los monjes coreanos a China y a la India para estudiar las escrituras budistas.

Como China pretendiese adueñarse de los territorios de Paekche y Koguryo a Shilla no le quedó más remedio, que declararles la guerra y en el año 676 d.C. expulsó a los chinos y formó el primer estado unificado. En el norte de Corea y en la zona de Manchuria, refugiados del reino de Koguryo consiguieron también deshacerse de los chinos y fundaron el reino de Parhae en el año 698 d.C. El Sur estaba controlado por Shilla y el Norte por Parhae, conociéndose este período como el los Reinos del Norte y del Sur. Fue un período de prosperidad que duró del orden de dos siglos y medio y en el cual como sucede siempre que no hay guerras florecieron las artes y la cultura, la capital quedó establecida en lo que hoy es Kyongju.

El budismo se asentó como la religión predominante bajo la protección de los nobles y ejerció una gran influencia en todos los ámbitos.

Shilla tuvo sus momentos culminantes a mediados del siglo octavo, pero las luchas internas por el poder, hicieron que entrase en decadencia. En el año 918, un líder rebelde, Wang Kon, fundó el Reino de Koryo, nombre del que proviene el actual de Corea. La pretensión de Koryo era reunificar todo el territorio incluyendo los territorios perdidos en Manchuria.

Koryo adoptó el budismo como religión oficial y durante esta época se construyeron templo e imágenes de Buda talladas, así como pinturas pero nuevamente las luchas internas y el excesivo poder que los monjes habían conseguido hizo que el reino entrase en decadencia agravado por las incursiones mongoles, a su vez los chinos de la dinastía Ming se habían establecido en el noreste de la península de Corea. Uno de los generales enviados a luchar con los chinos Yi Son-gye se rebeló contra los suyos y estableció en el año 1.392 una de las dinastías mas duraderas con capital en Seoul, a este reino se le conoce como el de Choson. El budismo imperante fue sustituido por el confucianismo, en parte por apoderarse de las riquezas acumuladas en los monasterios durante el periodo del reino de Koryo. Tuvo un prometedor comienzo y durante el reinado del cuarto monarca de la dinastía Choson, el rey Sejong se desarrolló el actual alfabeto coreano, conocido como Hangul.

A finales del siglo XVI, Corea (Choson) sufrió la primera invasión japonesa, al negarse a servir de paso a los japoneses hacia China. Corea fue invadida por los japoneses al mando de Toyotomi Hideyoshi. Esta guerra duró siete años y Corea quedó devastada. Numerosos coreanos fueron obligados a ir a trabajar a Japón. La derrota de Japón se forjó gracias a las victorias en el mar de Yi Shun, empleando los míticos KOBUKSON, y al apoyo de los monjes budistas en tierra, El general (señor de la guerra) Toyotomi falleció durante esta campaña finalizando la guerra en 1.598, dejando tras sí una Corea arrasada.

Corea permaneció como un país encerrado en si mismo y codiciado por las potencias predominantes en la zona, China, Rusia y Japón. La división de la corte coreana en facciones que apoyaban a cada una de estas potencias y revueltas como la de Tonghak (1894-95) en la que estaban mezclados sentimientos religiosos así como la indignación contra el sistema corrompido, se le pidió ayuda a China lo que sirvió como pretexto a los Japoneses para enviar tropas a Corea, lo que culminó con la anexión en 1.910 al Imperio del Sol Naciente.

Aunque en teoría los coreanos tenían el mismo status que los japoneses la realidad era otra muy distinta, siendo tratados como un pueblo conquistado. Entre otras cosas no se les permitió hasta 1.921 publicar sus propios periódicos ni establecer ningún tipo de asociación política o intelectual (las Artes Marciales Coreanas fueron prohibidas y solo se permitía practicar Judo y Kendo, pero de esto hablaremos mas adelante). En este periodo Corea fue esquilmada por los invasores y grandes cantidades de alimentos como el arroz eran enviados a Japón mientras el pueblo coreano sufría una seria escasez. Los intelectuales coreanos fueron perseguidos para que adoptasen la cultura oficial de sus invasores Las duras condiciones de vida estimularon el nacimiento de sentimientos nacionalistas, cuyas protestas fueron sofocadas con un alto coste de vidas. Estos movimientos con fuerte carácter independentista dotaron a los coreanos de fuertes señas de identidad propia y un Gobierno Provisional se estableció en Sanghai. El 15 de Agosto de 1945 se sacudió el yugo japonés con la derrota de estos en la II Guerra Mundial. La liberación no trajo el establecimiento de un gobierno coreano, los esfuerzos realizados con tan alto coste en lugar de hermanar a los coreanos dio lugar a una separación entre los aliados a la Unión Soviética (Corea del Norte) y los aliados con USA (Corea del Sur), estableciendo como frontera artificial el ya tristemente famoso paralelo 38. El 25 de Junio de 1950 Corea del Norte realizó una invasión a gran escala del Sur dando lugar a una guerra entre hermanos que duró tres años e incontables muertos, a vez levantó una barrera entre el mismo pueblo que aún hoy en día no está superada.

fmlucha.es utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios facilitando la navegación por nuestra web. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies..

  Acepto las cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk